Domingo, 17 Diciembre, 2017

Darín pidió por Daiana Garnica, joven desaparecida en Tucumán

Suárez reconoce los mensajes con Daiana Se intensifica la búsqueda de Daiana con la participación de los perros que encontraron a Fulles
Ramiro Mantilla | 20 May, 2017, 00:07

El jefe del cuerpo canino K9, Raúl Rodríguez, señaló hoy a Télam que el equipo de búsqueda viajará en las próximas horas a Tucumán y luego partirán a Chaco, donde también colaborarán con los rastrillajes de otra joven desaparecida.

LOs animales, fueron vitales para encontrar el cuerpo de Araceli Fulles a dines de abril.

Rodríguez contó que al perro "se le dio una toma" olfativa de Araceli y desde allí el can "ubicó una huella de olor" y los guió "hasta las rejas de la casa de la calle y se sentó". Para esto, se pidió colaboración al ministerio de Seguridad de la Nación y en los próximos días llegarían perros entrenados que colaboraron con el hallazgo del cuerpo de Araceli Fulles.

Gómez Peña dijo que la forma que tuvo este perro de marcar el sitio donde estaba el cadáver es que?se sentó y miró al guía? y que para el can "esto es como un juego".

Recordemos que Daiana desapareció luego de salir de su casa el sábado 6 de mayo, y por el caso hay detenidas diez personas, entre ellas el principal sospechoso, Dario Suárez.

La semana pasada los investigadores habían encontrado dentro de uno de los hornos de ladrillos, de la ladrillera en la que trabaja Darío Suárez, el principal sospechoso por la desaparición, un aro de acero quirúrgico, como el que usaba Daiana, pero tras realizarse las pericias correspondientes, los resultados fueron negativos.

Aunque no se descarta todavía ninguna hipótesis, el principal sospechoso, tanto para la familia como para la Justicia, sigue detenido y ya fue imputado por los delitos de privación ilegítima de la libertad seguida de homicidio.

El fiscal Claudio Bonari sospecha que Suárez, de 40 años, abusó de Daiana y luego la asesinó y se deshizo de sus restos quemándola en el horno de la cortada. El fiscal estima que contó con la colaboración de varias personas, entre las que se encuentra un amigo y compañero de trabajo suyo, Fabián Ernesto "Sapo" Pacheco, y el dueño de la ladrillera, Juan Mátar.

Este viernes, familiares y vecinos de Daiana se reunieron frente a los Tribunales Penales provinciales y marcharon para reclamar la aparición con vida de la adolescente y marcharon.