Lunes, 11 Diciembre, 2017

Trump: "pronto se va a lograr una Cuba libre"

Trump anunciaría cambios en la política Cuba- EEUU Trump anunciaría cambios en la política Cuba- EEUU
Eleena Tovar | 17 Junio, 2017, 06:09

Las nuevas medidas de Trump también prohibirían los negocios con empresas bajo control militar, a las que el diario cita como "ciertas empresas públicas cubanas, donde labora la mayor parte de la fuerza de trabajo del país y que producen bienes y servicios de mayor valor agregado que el sector 'cuentapropista' (privado)".

El presidente, como es habitual en él, utilizó diversos adjetivos, en este caso dirigidos al presidente cubano Raúl Castro Ruz y su gobierno, al cual tildó de brutal, de protector de terroristas y de opresores.

"El régimen cubano ha ayudado a crear el caos en Venezuela, ha dado refugio a terroristas y represores", sostuvo el mandatario, quien firmó en el lugar la nueva directriz que sustituye la estrategia impulsada por Obama.

Además, pidió al gobierno cubano que "ponga fin al abuso hacia la disidencia" y dijo que solo en ese contexto -la liberación de todos los políticos presos, la legalización de todos los partidos políticos y la celebración de elecciones supervisadas y libres- estará dispuesto a sentarse a negociar un mejor acuerdo con el gobierno de la isla.

"Lograremos una Cuba libre", dijo el mandatario en medio de aplausos en un auditorio entregado.

"Es mejor para Estados Unidos tener libertad en nuestra región, tanto en Cuba como en Venezuela", dijo Trump en un pequeño teatro en Pequeña Habana, al anunciar modificaciones en la política de Washington hacia La Habana.

Pero ante la presión de empresas estadounidenses, e incluso de algunos republicanos, para que no vuelva a cero en las relaciones con la isla de gobierno comunista, el presidente republicano optó por dejar intactos varios de los pasos dados por su antecesor hacia la normalización bilateral.

Las relaciones entre Estados Unidos y Cuba habían comenzado a ser más cercanas con la administración del presidente Obama y en parte se había roto el aislamiento comercial de la isla.

Tampoco habrá afectaciones a los viajes familiares y las remesas que envían los cubanos residentes en territorio norteamericano ni se restablecerá la política conocida como 'pies secos-pies mojados', eliminada por Obama en enero último.

Más de un cuarto de millón de estadounidenses visitó la isla en los primeros cinco meses de 2017, lo que representó un crecimiento de 145% frente a igual período de 2016, informó el miércoles un portal cubano citando fuentes oficiales.

No está claro qué sucederá con quienes ya han hecho o pagado sus planes de viaje a Cuba, y que tienen pautado consumarlo a partir de mañana.

La directriz impacta a seis agencias del gobierno estadounidense, pues los departamentos del Tesoro, Estado, Comercio, Agricultura, Seguridad Nacional y Transporte tendrán que delinear nuevas políticas para ajustarse al mandato de Trump.

"Ya es oficial: estos son los nuevos enemigos de la política exterior estadounidense".