Miércoles, 20 Junio, 2018

Trump restablece restricciones a Cuba

Donald Trump cancela acuerdo de Obama sobre Cuba IIjpg Trump rompe acuerdos con Cuba
Manuel Armenta | 18 Junio, 2017, 06:52

No eliminará tampoco los vuelos comerciales directos de Estados Unidos, pero su política más restrictiva parece desalentar los nuevos nexos económicos.

"A partir de ahora, estoy cancelando completamente el acuerdo unilateral con Cuba", dijo Trump en un pequeño teatro en la Pequeña Habana de Miami, al anunciar a los cubanos que viven allí sus modificaciones en la política de Washington hacia La Habana.

"Cualquier estrategia dirigida a cambiar el sistema político, económico y social en Cuba, ya sea la que pretenda lograrlo a través de presiones e imposiciones, o empleando métodos más sutiles, estará condenada al fracaso", dice la declaración.

Tras anunciar la reversión de la apertura diplomática durante un discurso en Miami, el mandatario norteamericano dijo que Cuba había obtenido demasiadas concesiones de Estados Unidos por un acuerdo "equivocado", pero que ahora esos días han terminado.

Trump aseguró que Cuba sufre desde "hace décadas" al régimen de los Castro, pero que eso no debe repetirse en Venezuela.

Por su parte, el director provincial de Cultura, Yoelvis Labañino, calificó el discurso de irrespetuoso, falto de buena voluntad y fuera de contexto, contrario al contundente respaldo internacional a Cuba en Naciones Unidas y a encuestas que arrojan que el 75 por ciento de los norteamericanos apoya los vínculos entre La Habana y Washington.

Analiza las virtudes del enfoque de Obama, que había reconocido la independencia, la soberanía y la autodeterminación de Cuba y al gobierno cuba no en una relación de convivencia civilizada.

El Gobierno cubano guarda de momento silencio ante los cambios en la política de EEUU hacia la isla anunciados por el presidente de ese país.

Los ex presos políticos Ángel de Fana (i) y Jorge Luis García Pérez, "Antunez" (2i), la presidenta de Madres y Mujeres contra la Represión, Sylvia G. Iriondo (c); el presidente de la Asociación de Veteranos de Bahía Cochinos (Brigada 2506), Humberto Díaz-Argüelles (d), y el director del Directorio Democrático, Orlando Gutiérrez (arriba-i) hablan durante una rueda de prensa celebrada hoy, jueves 16 de junio 2017, tras la firma del presidente Donald Trump a la orden ejecutiva para modificar la política estadounidense hacia Cuba.

"Desafiamos a Cuba a que se siente sobre la mesa con un acuerdo a favor de su pueblo, del pueblo estadounidense y de los cubanoamericanos", dijo Trump, quien explicó que el embargo sigue en pie y que sigue estando prohibido a los estadounidenses hacer turismo en la isla.

El nuevo enfoque de Trump, que será consagrado en una nueva directiva presidencial, busca un cumplimiento más estricto de una vieja prohibición sobre los estadounidenses que viajan a Cuba como turistas, y también prevenir que se usen dólares para financiar al gobierno.

Si bien los sentimientos hacia Trump pueden ser encontrados en una comunidad tradicionalmente conservadora, el apoyo a esta medida en particular es monolítico, porque fuerza a los inversores extranjeros a entenderse directamente con los nóveles empresarios en la isla.

- El Departamento del Tesoro ampliará ligeramente la lista de funcionarios cubanos con los que EE.UU. y sus ciudadanos no pueden hacer negocios bajo ninguna circunstancia, para incluir a empleados del Tribunal Supremo de Cuba, entre otros.

- Los viajes individuales para abrir contactos con el pueblo cubano quedarán prohibidos, aunque podrán seguir haciéndose dentro de un grupo organizado.

La portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, María Zajarova, tras comentar esta decisión, denunció la imprevisibilidad del relativamente nuevo Gobierno estadounidense.

Antes de dejar la Casa Blanca, Obama puso fin a la la política de "pies secos, pies mojados", que otorgaba la residencia automática a los cubanos que llegaban Estados Unidos sin papeles.