Domingo, 25 Junio, 2017

Es importante que haya libertad en Cuba y Venezuela — Trump

Banderas de EEUU y Cuba AFP 2017 Roberto SchmidtCámara de Comercio de EEUU la política de Trump frenará el cambio positivo en Cuba
Ramiro Mantilla | 19 Junio, 2017, 06:00

La Habana, 16 jun (Sputnik).

El PCF abogó por que "en la escena internacional, así como en Francia, en Europa y en coordinación con la ONU, todos los esfuerzos se dirijan a darle continuidad al proceso iniciado a finales de 2014 por Barack Obama (expresidente estadounidense) y Raúl Castro (presidente cubano), principalmente para lograr el levantamiento del bloqueo".

Aún así, el gobierno de Cuba dijo que "reitera su voluntad de continuar el diálogo respetuoso" con Estados Unidos. "Sin embargo, no debe esperarse que para ello Cuba realice concesiones inherentes a su soberanía e independencia, ni que acepte condiciones de ninguna índole", ha señalado el documento.

"El resultado de las acciones ejecutivas que tomó el gobierno anterior (el de Obama) han sido solamente más represiones -en Cuba-, y el aplastamiento de movimientos democráticos pacíficos; por eso, con efecto inmediato, estoy cancelando completamente el acuerdo parcial con Cuba que firmó el gobierno anterior", dijo Trump, en Miami, Florida.

La asociación también manifestó su total solidaridad con la nación caribeña frente "a esta nueva ofensiva imperialista a contracorriente de la historia y de la civilización".

En una declaración escrita, el gobierno de Raúl Castro dijo quela "retórica hostil" del mandatario estadounidense va en perjuicio de las relaciones entre los dos países. "Tenemos serias preocupaciones por el respeto y las garantías de los derechos humanos en ese país", reza el texto al apuntar a violencia, asesinatos, abusos policiales, en particular contra la población afroamericana, entre otros casos.

Añadió que Estados Unidos margina a emigrantes y refugiados, pretende levantar muros que denigran a sus vecinos y abandona compromisos internacionales para enfrentar el cambio climático.

Asimismo, Cuba se preocupa por violaciones de derechos humanos cometidas por EEUU en otros Estados, como la detención de presos en la cárcel Guantánamo, las muertes de civiles y las guerras en países como Irak, con "consecuencias nefastas" para la estabilidad del Oriente Medio.

Estados Unidos rompió relaciones con Cuba en 1961 después de la revolución que encabezó Fidel Castro y pasó las siguientes décadas intentando destronar al gobierno cubano o aislando a la isla, lo que incluyó un severo embargo económico impuesto en primera instancia por el presidente Dwight D. Eisenhower.