Martes, 13 Noviembre, 2018

Cuba no negociará con EEUU principios ni cambiará su rumbo — Canciller cubano

Donald Trump canceló el acuerdo bilateral de Obama con Cuba La situación en Venezuela es el tema "número uno" de Trump y Kuczynski
Eleena Tovar | 21 Junio, 2017, 07:56

En un acto en Miami el pasado viernes, Trump firmó una orden ejecutiva para limitar los viajes de estadunidenses a la isla y los negocios con empresas relacionadas con el Ejército cubano, en un movimiento contrario al proceso de "deshielo" iniciado durante el mandato de su antecesor, Barack Obama.

Trump calificó como "acuerdo unilateral" la negociación de Obama con Raúl Castro, y anunció que no se levantarán sanciones "hasta que se libere a los presos políticos".

"Los cambios que sean necesarios en Cuba los decidirá únicamente el pueblo cubano; no pediremos opinión ni permiso", puntualizó el titular del Ministerio de Relaciones Exteriores (Minrex).

En los primeros cinco meses de este año 284,565 ciudadanos estadounidenses visitaron Cuba bajo las 12 categorías, una cifra que representa la cantidad total de visitantes de ese país que vinieron a la isla en todo 2016.

El texto también declara que Trump está "mal asesorado" en busca de favorecer "los intereses políticos de una minoría extremista de origen cubano del estado de Florida, que por motivaciones mezquinas no desiste de su pretensión de castigar a Cuba y a su pueblo, por ejercer el derecho legítimo y soberano de ser libre y haber tomado las riendas de su propio destino".

"Los Estados Unidos no están en condiciones de darnos lecciones", añade y manifiesta "serias preocupaciones" por el respeto y las garantías de los derechos humanos en ese país, donde cita "numerosos casos de asesinatos, brutalidad y abusos policiales, se explota el trabajo infantil, discriminación racial y se amenaza con imponer más restricciones a los servicios de salud".

El gobierno de Cuba lamentó la política injerencista de EE.UU. y rechazó la "retórica hostil" del presidente norteamericano, Donald Trump, contra la isla.

Además, advirtió que el gobierno cubano no extraditará a Estados Unidos a ciudadanos reclamados por la Justicia de ese país, que "carece de base política y legal para reclamarlos".

Se ha demostrado en los últimos años que las dos naciones pueden convivir pacíficamente, dijo el titular del Minrex, quien reiteró la voluntad de La Habana de continuar el diálogo sobre la base de la igualdad y el respeto a la independencia y soberanía.