Miércoles, 26 Setiembre, 2018

Asegura Corea del Norte, alistar ataque a Guam

El líder norcoreano Kim Jong-un en una pantalla en Corea del Sur Corea del Norte amenaza con atacar bases estadounidenses de Guam
Eleena Tovar | 10 Agosto, 2017, 18:25

"No creo que haya alguna amenaza inminente", matizó Tillerson en declaraciones en el avión que lo llevaba al territorio estadounidense de Guam, amenazado por Corea del Norte, en el marco de un viaje a Asia.

"Parece que el diálogo no es posible con un hombre así de insensato y solo la fuerza absoluta puede funcionar con él", indicó el general Kim Rak Gyomm, comandante de la Fuerza Estratégica del Ejército Popular de Corea, en un comunicado reproducido por la agencia de noticias estatal KCNA.

Seguidamente, en Twitter, escribió que la primera orden que dio tras asumir como presidente fue la modernización del arsenal nuclear de Estados Unidos, que ahora es más potente que nunca.

Guam está acostumbrada a las amenazas de Corea del Norte, pero los avances de Pyongyang en su programa nuclear y la retórica incendiaria del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, agravó las preocupaciones sobre un conflicto entre las dos naciones con arsenal nuclear. "Ahora es más fuerte y poderoso que nunca", afirmó el mandatario.

La advertencia de Pyongyang fue difundida horas después de que el presidente norteamericano Donald Trump amenazara al régimen de Kim Jong-un con "fuego e ira" si mantiene sus provocaciones, luego de que The Washington Post asegurara que la inteligencia de EE.UU. considera que Pyongyang ha construido con éxito una ojiva nuclear viable.

Las palabras de Trump complementan la advertencia lanzada ayer contra el régimen de King Jong-un, al que aseguró que si continúa con sus amenazas, "se va a encontrar con un poderío que el mundo no ha visto nunca antes".

Las tropas estadunidense llegaron a Guam para participar en misiones bilaterales con Japón y Corea del Sur, según explica la Fuerza Aérea.

Esa situación lleva a Corea del Norte a una fase de su desarrollo nuclear no alcanzada hasta ahora y pone a Washington ante el debate de cómo evitar una escalada y mayor proliferación nuclear en Asia y el resto del mundo.

De hecho, Corea del Norte realizó cinco pruebas de bombas nucleares.