Jueves, 19 Octubre, 2017

Ante amenaza de Norcorea, Japón despliega sistema antimisiles

Donald Trump, y al líder norcoreano Kim Jong Un en una estación de tren en Seúl 9 de agosto de 2017 Guam descarta recibir ataque tras amenaza de Norcorea
Eleena Tovar | 14 Agosto, 2017, 01:58

Más allá de las bravuconadas, el gobierno del presidente Donald Trump mantiene conversaciones discretas con Corea del Norte desde hace meses para resolver la suerte de sus ciudadanos encarcelados en el país comunista e impedir que se deterioren aún más las relaciones bilaterales.

Corea del Norte detalló el jueves un supuesto plan para lanzar cuatro misiles de largo alcance hacia Guam, que caerían a entre 30 y 40 kilómetros de las costas de la isla.

"Si Kim Jong Un lanza una amenaza..." Si hace algo en Guam, (desencadenará) un evento que nadie ha visto nunca antes en Corea del Norte. Hablaron bajo la condición de anonimato por no estar autorizadas a informar sobre las negociaciones confidenciales.

Se refiere al llamado Canal de Nueva York entre Joseph Yoon, representante especial de políticas hacia Corea del Norte del Departamento de Estado estadounidense y Pak Song In, segundo embajador de Corea del Norte en la ONU. En su último editorial, el periódico nacionalista Global Times reconoció que China "no es capaz de persuadir a Washington o Pyongyang para que retrocedan en estos momentos" pero debe responder "con mano firme" si sus intereses estratégicos regionales corren peligro en un hipotético conflicto.

Tillerson ha insinuado incluso que ya existe un canal secreto.

De acuerdo a El País, Estados Unidos podría interceptar los misiles ya que en la isla cuenta con el sistema antimisiles THAAD (lo instaló en 2013 a raíz de otra ronda de amenazas por parte de Corea del Norte), sin embargo este sistema no ha sido probado en tiempos de guerra y se desconoce cuál podría ser la respuesta en caso de que se disparen varios misiles.

Durante las elecciones pasadas repetí una y otra vez que Donald Trump no tiene el temperamento para ser presidente y menos para tener los códigos de nuestras armas nucleares.

Ante la posibilidad de que Kim Jong-un apruebe los planes de lanzamiento de misiles hacia Guam, el Ejército japonés comenzó este sábado a desplegar baterías de misiles Patriot en las prefecturas de Hiroshima, Shimame y Kochi, donde por según los cálculos norcoreanos pasarían sus proyectiles de camino a la isla estadounidense.

No obstante, tanto la Casa Blanca como el Departamento de Estado estadounidense, se han negado a confirmar el hecho.

En cierta forma, Trump ha mostrado una mayor flexibilidad hacia Corea del Norte que el presidente Barack Obama. Obama casi no hizo esfuerzos por reactivar las líneas de comunicación.