Domingo, 22 Julio, 2018

EU y Corea del Norte mantienen reuniones discretas pese a diferencias

An unidentified rocket is displayed during a military parade marking the 105th anniversary of the birth of late North Korean leader Kim Il Sung in Pyongyang El gobernador de Guam alerta a la población sobre la amenaza norcoreana
Eleena Tovar | 18 Agosto, 2017, 07:04

El republicano fue endureciendo el tono hasta declarar el viernes que "las soluciones militares” estadounidenses "están listas” para ser desplegadas contra Corea del Norte".

China ha sido tradicionalmente el aliado más cercano de Corea del Norte, pero votó a favor de una serie de sanciones del Consejo de Seguridad de la ONU contra el régimen de Kim Jong-un el pasado fin de semana.

El mensaje del mandatario en la red social iba acompañado de un tuit publicado por el Comando del Pacífico estadounidense, en el que se muestran fotografías de aviones militares en las cercanías de la península coreana "preparados" para entrar en combate.

Los contactos se suceden regularmente entre el enviado especial estadounidense para asuntos de Corea del Norte Joseph Yun y el alto diplomático de la misión norcoreana a Naciones Unidas Pak Song Il, de acuerdo con funcionarios estadounidenses y otras fuentes informadas.

"La población en todo el país está enfadada". Posteriormente, Corea del Norte amenazó a Guam, un pequeño territorio estadounidense ubicado a unos 3.200 kilómetros (2.000 millas) de Pyongyang.

El documento se ratificó en un intento internacional de frenar el programa de misiles de Pyongyang, que en lo que va de año ha realizado 11 pruebas de proyectiles balísticos, incluyendo dos supuestos misiles intercontinentales capaces de alcanzar la parte continental de EEUU.

Se refiere al llamado Canal de Nueva York entre Joseph Yoon, representante especial de políticas hacia Corea del Norte del Departamento de Estado estadounidense y Pak Song In, segundo embajador de Corea del Norte en la ONU.

A su vez, el presidente de EEUU, Donald Trump, advirtió al país asiático que si lanza más acusaciones "se encontrarán con un fuego y una furia" que "este mundo jamás ha visto".

Es casi seguro que Beijing _que está preocupado por las implicaciones para su propia seguridad que plantearía una Corea del Norte con poder militar nuclear_ le ha hecho saber sus preocupaciones a Pyongyang.

Tras admitir que Pekín no puede persuadir a Washington o Pyongyang para que cedan en sus posiciones, ese medio ha subrayado que las autoridades chinas "necesitan dejar clara su postura a todas las partes", para "hacerlas entender que, cuando sus acciones pongan en peligro los intereses de China, responderán con mano dura". "Sin embargo, esperamos que venza el sentido común".