Martes, 23 Octubre, 2018

Simuló un ataque aéreo en Corea del Norte

Contrata a ex KGBEl “Gran Camarada” teme por su vida Contrata a ex KGBEl “Gran Camarada” teme por su vida Ago 27 2017 | 0 Comentarios
Eleena Tovar | 02 Setiembre, 2017, 05:13

Estados Unidos y Corea del Norte protagonizaron este mes una de las peores escaladas retóricas de los últimos años, que comenzó cuando Pyongyang amenazó con atacar EE.UU. en respuesta a las sanciones de la ONU por sus recientes lanzamientos de misiles balísticos intercontinentales.

"Continuamos trabajando de manera conjunta y el ministro y yo compartimos la responsabilidad de ofrecer protección a nuestras naciones, nuestros ciudadanos y nuestros intereses, que es de lo que vamos a hablar aquí", agregó Mattis.

Corea del Norte limitó a la mitad el alcance real del misil lanzado esta semana a las aguas del océano Pacífico en su último ensayo armamentístico, informó hoy el Ministerio de Defensa de Corea del Sur.

"Las acciones de Corea del Norte son una amenaza para nuestros aliados, socios y para nuestro país, y sus acciones desestabilizadoras serán respondidas por igual", dijo el general Terrence O'Shaughnessy, comandante de las Fuerzas Pacíficas Aéreas.

"Hace falta que Corea del Norte vuelva al camino de las negociaciones", insistió Le Drian.

El 29 de agosto de 2017, un misil voló unos 2,700 kilómetros y alcanzó una altitud máxima de unos 550 kilómetros. El líder norcoreano, Kim Jong-un, dijo que los ensayos con misiles continuarán.

Dos bombarderos estratégicos estadounidenses B-1B y cuatro cazas furtivos estadounidenses F-35B fueron enviados el jueves por la tarde a la península coreana desde la isla estadounidense de Guam y la base militar estadounidense en Japón, respectivamente.

Es la primera vez que Pyongyang declara haber enviado un misil por encima del territorio japonés. En 1998 y en 2009 Corea del Norte había lanzado cohetes que sobrevolaron Japón, pero en las dos ocasiones Pyongyang había argumentado que se trataba de vehículos espaciales.

La prueba, programada con bastante anticipación, se realizó desde el navío de combate USS John Paul Jones y se produjo un día después de que el Corea del Norte disparó un misil balístico que sobrevoló parte de Japón. Seúl y Tokio convinieron en promover, junto con Estados Unidos, la aplicación de "medidas más concretas y más efectivas del Consejo de Seguridad de la ONU contra Corea del Norte".