Martes, 13 Noviembre, 2018

Fiscal rechaza libertad para el exVicepresidente catalán Junqueras — España

Dirigentes en Cataluña olvidan independencia y asumen la Constitución Separatistas catalanes piden salir de prisión
Eleena Tovar | 13 Enero, 2018, 09:52

La formación independentista Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) dijo el martes que apoyaría la investidura de Carles Puigdemont como presidente catalán, pero pidió a sus eventuales socios de JxC tras las elecciones autonómicas de diciembre que aclaren cómo van a conseguir que asuma el cargo dada su condición de huido de la justicia.

El líder independentista argumentó este jueves, ante los tres jueces encargados de revisar su recurso, que es un hombre de paz que busca el diálogo.

"Nunca he tenido una palabra de menosprecio hacia otras ideologías políticas", añadió, según fuentes presentes en la declaración.

"Ha reafirmado su compromiso con el acatamiento de la situación legal que se produjo y de las vías pacíficas basadas en un convencimiento personal y moral", insistió el abogado.

Su comportamiento pasado alzándose contra "el Estado español, la Constitución y el Estatuto de autonomía" constituye "un hecho ilegítimo, gravísimo en un Estado democrático de Derecho", según la resolución judicial, que sigue la idea de la Fiscalía de que existe riesgo de reiteración delictiva.

Los magistrados tendrán que deliberar ahora sobre los argumentos de la defensa y las acusaciones y decidir si mantienen la prisión incondicional, imponen una fianza o dictan la libertad provisional para Junqueras.

Otros miembros del anterior Gobierno independentista catalán están en libertad condicional en España o se encuentran en Bélgica, y la mayoría de ellos resultaron elegidos parlamentarios en los comicios catalanes de diciembre pasado.

En prisión preventiva desde hace dos meses en el marco de una investigación por rebelión y sedición, Junqueras reclamó sin suerte ser liberado para poder ejercer como diputado del nuevo parlamento regional que debe constituirse el 17 de enero.

Aunque las elecciones fueron ganadas por el partido antiindependentista Ciudadanos, los partidos secesionistas tienen los escaños suficientes para acordar Gobierno.