Domingo, 19 Agosto, 2018

Kennedy a Trump: Ningún "matón" ha doblegado al pueblo de EE.UU

Eleena Tovar | 31 Enero, 2018, 22:52

El legislador Joe Kennedy III, sobrino nieto del ex presidente John F. Kennedy, encendió anoche las redes sociales, pero no por responder al informe presidencial de Donald Trump, sino porque sus labios parecían húmedos y brillantes, lo que generó muchos tuits que decían que estaba "babeando".

"Este Gobierno no solo persigue las leyes que nos protegen, sino que apunta a la idea de que todos somos dignos de protección", sostuvo. Nos bombardean con una falsa elección tras otra: "Mineros o madres solteras, comunidades rurales o ciudades, la costa o el interior", señaló.

La respuesta oficial de los demócratas, presentada por el representante Joe Kennedy III, consideró que el presidente Trump está convirtiendo a Estados Unidos en un país donde alguien tiene que perder para que otro pueda ganar.

"Para todos los soñadores, seré claro: Ustedes forman parte de nuestra historia".

"Vamos a luchar por ustedes y no nos vamos a alejar", sentenció en perfecto español el representante estadounidense al ser el representante demócrata en responder al Estado de la Unión que presentó el presidente Donald Trump la noche de este martes.

"Elegimos ambos, luchamos por ambos porque la nación más fuertes, más rica y más grande del mundo no debería dejar a nadie atrás", aseguró.

El candidato en las elecciones primarias del Partido Demócrata para las elecciones presidenciales de 2016, Bernie Sanders también emitió una crítica al mensaje del presidente Trump a través de un EnVivo desde su página de Facebook.

Además de Kennedy, los demócratas hicieron una réplica en español al discurso de Trump pronunciada por Elizabeth Guzmán, una congresista estatal por Virginia que centró su intervención en inmigración.

"En lugar de invertir 1.5 billones (de dólares) en los próximos 10 años reconstruyendo la infraestructura deteriorada, Trump animará a los estados a vender nuestras autopistas, puentes y otras infraestructuras a Wall Street, ricos donantes y gobiernos extranjeros", dijo.

"¿Y como recuperarán Wall Street y estas empresas sus inversiones? La realidad es que el plan de Trump de privatizar nuestra infraestructura es una vieja idea que nunca ha funcionado".

Sobre los dreamers, Trump reiteró una vez más su propuesta de reforma migratoria que habilitaría la ciudadanía para esos 800 mil jóvenes inmigrantes sin papeles que fueron protegidos de la deportación por el anterior presidente Barack Obama, en virtud de un programa que fue eliminado por el actual mandatario.

Con un tono conciliador, el presidente repasó una a una las cifras positivas de la economía y especialmente hizo hincapié en la caída del desempleo, sobre todo entre hispanos y afroamericanos.