Jueves, 24 May, 2018

Dieron de alta al ex doble agente ruso envenenado

El ex espía ruso atacado en Inglaterra abandona el hospital El exagente ruso Serguéi Skripal fue dado de alta tras envenenamiento
Eleena Tovar | 18 May, 2018, 14:11

El exespía ruso Sergei Skripal ha recibido este viernes el alta médica tras once semanas ingresado por exposición a un agente nervioso el pasado 4 de marzo, en el principio de una de las mayores crisis diplomáticas de los últimos años entre Reino Unido y Rusia.

El alta de Skripal sigue a la de su hija y el sargento Nick Bailey, uno de los primeros agentes en atender a los Skripal tras ser hallados inconscientes en un banco de las calles de la ciudad de Salisbury.

La consejera delegada del centro sanitario, Cara Charles-Barks, manifestó que es "fantástico" que Serguéi Skripal esté "lo suficientemente bien" para abandonar el hospital y aseguró que la mejoría que experimentaron tanto él, como su hija y el policía se debe al "duro trabajo y profesionalidad" de los médicos.

Rusia ha negado en todo momento la autoría del ataque, pero el Gobierno de Londres insiste en que sus conclusiones están basadas en los análisis hechos por el laboratorio militar de Porta Down, en el condado de Wiltshire, cerca de Salisbury, y en información procedente de otras fuentes.

Moscú niega su implicación en una agresión que ha mermado la relación entre Rusia y Occidente.

Mientras que el agente recibía el alta 18 días después del suceso, Yulia Skripal abandonó el hospital el pasado 10 de abril y, desde entonces, se desconoce su paradero.

"Existen todos los indicios de que se trata de un secuestro violento de ciudadanos rusos, o de su participación forzada y obligada en una puesta en escena" para acusar a Rusia de haber envenenado a los Skripal, dijo hoy en una rueda de prensa la portavoz del Ministerio de Exteriores ruso, María Zajárova.

Yulia Skripal aclaró que las "opiniones" de su prima no son las suyas ni las de su padre, y le pidió que no la visite ni trate de contactar con ella.

Zajárova puso en duda la autenticidad del comunicado difundido por las autoridades británicas, en el que la hija del exespía ruso también rechaza, aunque agradece, la ayuda ofrecida por el consulado ruso en Londres.