Viernes, 14 Diciembre, 2018

Estados Unidos y Corea del Norte, un acuerdo ganador

Dennis Rodman llega a Singapur para la cumbre de sus 'amigos' Trump y Kim Sin querer revelaron detalles del documento que firmaron Trump y Kim Jong-un
Tobias Pedroso | 13 Junio, 2018, 14:23

Según el documento, Corea del Norte se comprometió a desnuclearizarse mientras que EE.UU. ofreció al régimen de Pyongyang "garantías de seguridad". Estados Unidos y la RPDC se comprometen a establecer nuevas relaciones norcoreano-estadounidenses conforme al deseo de paz y prosperidad de sus pueblos. 2. Hasta ahora no había contactos diplomáticos entre ambas naciones.

- Depende de los pasos concretos en los próximos meses y años.

Trump se declaró además dispuesto a invitar a Kim a la Casa Blanca y no descartó viajar "llegado el momento" a Pionyang. "Estamos orgullosos de lo que ha pasado hoy", dijo Trump, que habló de "un acuerdo muy amplio" pese a que el documento se queda en generalidades.

Reafirmando la Declaración de Panmunjom del 27 de abril de 2018, la RPDC se compromete a trabajar por la completa desnuclearización de la península coreana.

Trump y el líder norcoreano participaron en una ceremonia en la que firmaron un "detallado" acuerdo que -dijeron- va suponer un gran cambio para el mundo y que será hecho público en breve.

Ni Pompeo ni el Departamento de Estado dieron detalles sobre las reuniones que planea mantener en Seúl y Pekín, más allá de indicar que verá a "altos funcionarios surcoreanos, japoneses" y chinos.

Sobre la violación de los derechos humanos en Corea del Norte, Trump ha destacado que el tema se ha tratado durante la cumbre "aunque no con la profundidad de los demás temas" pero que será un asunto a tener en consideración. Antes de sentarse a la mesa, Trump ya estaba exultante: "Las cosas fueron mejor de lo que nadie hubiese podido esperar, de primera clase", celebró.

La reunión de Trump con Kim está prevista para las 09:00 horas de Singapur (01:00 GMT).

"Creo que le encantó", dijo Trump, refiriéndose a Kim, y agregó que le dio a los norcoreanos su propia copia.

El primer episodio de este encuentro cercano con Kim hizo que todo el mundo se viera atrapado, desde el primer apretón de manos hasta la visita del dictador a la limusina presidencial, conocida como "La Bestia", cortesía de Trump.

El presidente estadounidense aseguró en la entrevista que durante su encuentro con Kim se llevaron bien desde un comienzo y que el líder norcoreano entendió la necesidad de desmantelar su programa nuclear.

En los flancos de la mesa se situaron Ri Yong-ho, actual canciller norcoreano, y Ri Su-yong, ex canciller y otra figura considerada muy cercana al mariscal norcoreano ya que fue embajador en Suiza cuando Kim Jong-un estudió en su niñez en el país alpino.