Martes, 19 Junio, 2018

Las elecciones del mundial 2026, como en Eurovisión

Logo de la candidatura marroqu Logo de la candidatura marroqu
Eleena Tovar | 13 Junio, 2018, 00:34

Como se sabe los candidatos a organizar la justa deportiva de 2026 son el triunvirato formado por Estados Unidos, Canadá y México, los grandes favoritos, o Marruecos. El mismo comunicado de FIFA aclaró que "en el caso de que el 68.º Congreso de la FIFA no eligiera a ninguna de las dos, la FIFA abrirá para todas las federaciones miembro un nuevo plazo de presentación de candidaturas para la organización del Mundial de 2026, excepto para las cuatro que han participado en el presente proceso de selección". Cada voto se sabrá de dónde sale, a que candidatura ha elegido cada federación, no habrá secretos. El vencedor lo será por mayoría simple y se votará a favor de una u otra candidatura o de ninguna.

Todo lo contrario con las sedes de Estados Unidos y Canadá.

Superados todos esos requisitos, Marruecos y la candidatura norteamericana llegan a la meta, aunque no sin polémica, porque desde el país magrebí siempre se ha acusado a la FIFA de favorecer a sus rivales y la intervención de Donald Trump en el proceso ha aumentado la tensión. Vigilaremos de cerca cualquier ayuda que puedan darnos.

(De la Redacción de DOBLE AMARILLA) Aunque la Copa del Mundo de Rusia arranca el próximo jueves, la acción inicia un día antes; el miércoles 13 en Moscú se desarrollará el Congreso de la FIFA.

Marruecos, qpor su parte, pidió, sin suerte, a la FIFA que excluyese de la votación a Guam, las Islas Vírgenes y Puerto Rico, por tener dependencia política de Estados Unidos.

La candidatura norteamericana es, sobre todo, estadounidense, puesto que México y Canadá albergarían 10 partidos cada uno, de los 80 que tendrá el nuevo torneo con 48 selecciones.

El grupo examinador, que en abril visitó las sedes propuestas por ambas candidaturas, destacó que Marruecos 2026 cuenta con un fuerte respaldo gubernamental, aunque la necesidad de construir o renovar completamente muchas infraestructuras para estadios, transporte y alojamientos supone un riesgo importante. Además, los organizadores tienen la premisa de generar 5 mil millones de dólares en actividades económicas.