Viernes, 17 Agosto, 2018

Reunión con Vladimir Putin "será la más fácil": Donald Trump

Donald Trump en el hotel Greenbrier Virginia Occidental 3 de julio de 2018 Donald Trump en el hotel Greenbrier Virginia Occidental 3 de julio de 2018
Eleena Tovar | 11 Julio, 2018, 00:39

Los europeos, en tanto, le contestaron al presidente de Estados Unidos que la inversión en la OTAN no se puede medir sólo en los recursos monetarios invertidos.

Aunque Trump se muestra optimista sobre su visita a Londres, desde hace semanas se preparan protestas en su contra, lo que puede hacer de ése un viaje al menos incómodo.

La posibilidad de que el presidente de EE.UU., Donald Trump, cumpla con su promesa y retire sus tropas de Europa, preocupa sobremanera a los europeos. En un duro mensaje sin precedentes, le ha afeado sus constantes críticas a sus aliados europeos por no gastar bastante en defensa y su simpatía por el líder ruso, Vladimir Putin, con el que se reunirá el próximo 16 de julio en Helsinki. "Siempre vale la pena saber quién es su amigo estratégico y quién es su problema estratégico", ha concluido Tusk, que no ha aceptado preguntas de la prensa.

"Me gustaría dirigirme directamente al presidente Trump, que durante mucho tiempo ha estado criticando a Europa casi diariamente por sus, a su juicio, insuficientes contribuciones a las capacidades de defensa común y por vivir a costa de Estados Unidos", ha dicho el presidente del Consejo Europeo durante la ceremonia de firma de un acuerdo de colaboración entre la UE y la OTAN. "Perdimos 151.000 millones de dólares el año pasado en comercio y, además, cubrimos al menos el 70 por ciento de la OTAN", señaló Trump antes de embarcar el avión presidencial Air Force One rumbo a Bruselas.

Trump prometió "no dejarse aventajar" por la Unión Europea, a la que acusa de no hacer lo suficiente para apoyar la alianza transatlántica y de aprovecharse de Estados Unidos en comercio. Entonces veremos qué pasa. Esto no es justo, ni es aceptable”, escribió el presidente estadounidense en la red social Twitter. De hecho, cargó hoy otra vez contra este mecanismo intergubernamental al asegurar que los otros países, entre ellos España, "deben pagar más" y EE.UU.

Sobre la mesa está la exigencia de la Casa Blanca a los socios del Viejo Continente de destinar al menos un 2 % de sus PIB al gasto en Defensa de aquí a 2024, un punto que también ha generado tensiones por el interés de Trump en alcanzar esa cifra lo antes posible, un objetivo que sin embargo solo cumplen por ahora ocho de los 29 aliados, previsiblemente 15 para esa fecha.