Jueves, 20 Setiembre, 2018

Trump visitará por primera vez al Reino Unido en medio de protestas

Embajada lanza alerta a estadounidenses en Inglaterra por visita de Trump Activistas pretenden elevar el llamado"Trump Baby durante la visita del mandatario de EEUU
Eleena Tovar | 12 Julio, 2018, 22:24

Por si al mandatario no le llegan las indirectas musicales, otro grupo de ciudadanos británicos ha creado otra campaña que pretende hacer volar un globo gigante, que ha sido bautizado como 'Baby Trump', de 6 metros de altura con la forma de Donald Trump caricaturizado como un bebé en pañales en la Plaza del Parlamento de Londres.

Aunque se alojará en Winfield House, la residencia del embajador de Estados Unidos cerca de Regent Park, en el centro de Londres, su programa evita la capital británica, donde se concentrarán las protestas.

Durante su estadía se encontrará con la Reina, sostendrá conversaciones con la primera ministra Theresa May y se reunirá con líderes empresariales.

El viernes, se espera que los manifestantes se reúnan cerca de Checkers, la residencia de campo del primer ministro, donde May y Trump celebrarán un almuerzo de trabajo. Casi la mitad de las 1.648 personas encuestadas estima que la reina no debería recibirle.

Ante el hecho, se han planeado varias protestas que se desarrollaran desde hoy 12 de julio hasta el próximo sábado.

Trump asistirá a una cena de gala el jueves con funcionarios británicos y norteamericanos en el Palacio de Blenheim, el hogar ancestral de Winston Churchill.

Posteriormente, Trump y la primera dama se desplazarán al castillo de Windsor, en el condado de Berkshire, donde se encontrarán con la jefa del Estado, Isabel II.

El gobierno británico está ansioso por demostrar que hay vida más allá de la Unión Europea y que la famosa "relación especial" con Estados Unidos podría traducirse en ambiciosos acuerdos comerciales, un anhelo que coincide con la presencia en la Casa Blanca de un presidente estadunidense proteccionista.

"Yo diría: Brexit es Brexit", afirmó Trump.

Como ya hicieron en Londres, los defensores escoceses de la protesta con el bebé que parodia al presidente han firmado una petición instando a las autoridades a otorgar los permisos necesarios para que el globo sobrevuele el hotel, que durante el fin de semana estará bajo zona de exclusión aérea. "Haremos una gran manifestación nacional contra su política sexista, racista, bélica, de odio y de negación del cambio climático", dijeron los organizadores.