Jueves, 15 Noviembre, 2018

Toyota Camry Hybrid entrará a México este año

Toyota y Lexus reinan en el planeta de los coches híbridos Toyota de México prevé un crecimiento de 2% en las ventas pese a la desaceleración de la industria
Manuel Armenta | 14 Julio, 2018, 10:12

Al reportar crecimiento de 1.2% en venta de vehículos nuevos durante el periodo enero-junio de 2018 respecto a la cifra dada a conocer con anterioridad, Thomas Sullivan, presidente de Toyota Motor Sales de México, TMSM, precisa que la facturación de 51,948 automotores de la marca japonesa, la posicionan como la cuarta empresa automotriz con mayor volumen de ventas en el país, obteniendo por ello 7.6% de participación de mercado durante el semestre.

La automotriz japonesa Toyota espera crecer sus volúmenes de venta en México durante este año, en medio de la incertidumbre que existe en el sector automotriz por la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) y el desplome en las ventas del sector durante el primer semestre del año. En el segundo semestre del año llegará el Camry híbrido, con lo que serán tres modelos híbridos de Toyota: Prius, Prius C y Camry.

Guillermo A. Díaz Arana, director de operaciones de Toyota Motor Sales de México, admite los muchos retos que se tienen en el país y planteó la importancia de que se sigan sumando esfuerzos para fortalecer a México de los retos económicos globales que se le presenten.

Prius ha mantenido buena aceptación en el mercado mexicano, de modo la marca pretende vender entre 6.500 y 7.000 unidades de dicho modelo, adicional 3.500 o 4.000 unidades del subcompacto de la misma categoría que introdujeron al inicio de este año en el mercado nacional, el Prius C. La compañía espera que 10% de sus ventas hacia finales de año correspondan a vehículos con energía alterna.

Sobre la construcción de la nueva planta en Guanajuato, la empresa informó que la obra lleva un avance de 40% y esperan inaugurarla en diciembre de 2019.

"Lo único que estarían provocando sería un encarecimiento de las materias primas y un encarecimiento del producto final ofrecido sobre todo al consumidor estadounidense”, expuso".