Miércoles, 21 Noviembre, 2018

Florence se debilita a tormenta tropical en Carolina del Norte

Carolina del Norte será en donde el huracán Florence toque tierra Carolina del Norte será en donde el huracán Florence toque tierra
Eleena Tovar | 16 Setiembre, 2018, 10:31

La tormenta tropical Florence no da tregua en la costa sureste de Estados Unidos y sus fuertes vientos y "épicas" lluvias han causado la muerte de al menos 11 personas, así como la notable crecida de unos ríos y lagos que comienzan a desbordarse en Las Carolinas.

El gobernador de Carolina del Norte, Roy Cooper, dijo que Florence podría cubrir casi todo el estado con varios metros de agua.

Se prevé que Florence, que se debilitó de un huracán de categoría 1 cuando tocó tierra la mañana del viernes a tormenta tropical, continúe perdiendo fuerza conforme avance y se degrade a depresión tropical para la noche de este sábado.

Las "catastróficas" inundaciones que está dejando Florence se espera que empeoren con el paso de las horas y con la subida cíclica de la marea, que han provocado que las zonas costeras de ciudades del litoral atlántico ya estén anegadas.

Donald Trump aprobó este viernes la asignación de fondos federales para ayudar a la población de Carolina del Norte, el estado que más sufrió el impacto del huracán Florence, informa la Casa Blanca.

A las 23:00 de este sábado el centro de Florence, que tiene ahora vientos máximos sostenidos de 65 kilómetros por hora, se encontraba a 65 kilómetros al este-sureste de Columbia, Carolina del Sur, y se movía al oeste a seis kilómetros por hora. Más de 1.000.000 hogares no tenían electricidad en las primeras horas de ayer, según los Servicios de Administración de Emergencias de Carolina del Norte, una cifra que debía subir a medida que la tormenta continuaba descargando agua.

Un aviso de tormenta tropical sigue en efecto para las Azores, lo que significa que se esperan condiciones de tormenta tropical entre las próximas 12 o 24 horas.

Buen ejemplo es Fayetteville, una ciudad del interior de Carolina del Norte y unos 200.000 habitantes que se encuentra junto al río Cape Fear.

La Policía de Wilmington informó que una mujer y su hijo fallecieron luego de que los fuertes vientos tiraran un árbol sobre su casa. Más de 60 personas tuvieron que ser sacadas de un motel a punto de colapsar y centenares más tuvieron que ser rescatadas de otros lugares debido a las inundaciones.

Partes de Carolina del Norte registraron una marejada ciclónica de hasta tres metros (10 pies) de altura.

El meteoro seguía avanzado tierra adentro a 7 km/h a unos 55 kilómetros al oeste de Myrtle Beach, en Carolina del Sur. Un hombre de 78 años se electrocutó en una residencia cuando intentó conectar dos cables de extensión afuera bajo la lluvia, dijo Dail.

Asimismo, el gobernador explicó que los equipos de rescate han trabajado intensamente para sacar de zonas afectadas a cientos de personas y aseguró que con la Declaración de Desastre de parte del gobierno federal, "la ayuda incrementará para los miles que siguen atrapados". Mucha gente ahora se enfrenta a una amenaza inminente mayor que cuando la tormenta estaba en el mar. No puedo sobrevalorar esto.