Domingo, 21 Octubre, 2018

¿Realidad o ficción? Venezuela y la inflación del 10.000.000 por ciento

El ministro de Economía Nicolás Dujovne y la titular del FMI Christine Lagarde. ARCHIVO El ministro de Economía Nicolás Dujovne y la titular del FMI Christine Lagarde. ARCHIVO
Manuel Armenta | 10 Octubre, 2018, 04:35

No hay acuerdo ni elogios ni fenomenales lambidas de medias que alcancen: el Fondo Monetario Internacional no se conmovió por las demostraciones de amor de Mauricio Macri y en su informe de Perspectivas de la Economía Mundial lanzó un duro pronóstico para las cuentas de la Argentina.

Difundido este lunes en el comienzo de la Asamblea anual del FMI que se realiza en Bali, Indonesia, el análisis espera que la economía del país se contraiga 1,6%.

Ambas cifras son, conjuntamente con Argentina y Uruguay, las que más se redujeron de los pronósticos inciales para el período bianual.

De este modo, la hiperinflación venezolana alcanzará en 2018 el 1.370.000%, por encima del 1.000.000% previsto con anterioridad, y se disparará al 10.000.000% el próximo año.

"En general, el crecimiento económico mundial sigue siendo sólido en comparación con el principio de esta década, pero parece haberse estancado", señaló el economista jefe del FMI, Maurice Obstfeld, subrayando que el crecimiento de 3,7% proyectado es igual al alcanzado en 2017.

EL FMI estima que la economía de EEUU será, a largo plazo, una de las más perjudicadas ante las barreras arancelarias impuestas por el presidente Trump a Pekín y que mantiene a México y Canadá, sus principales socios económicos, a pesar de la aprobación del Acuerdo EEUU-México-Canadá (USMCA).

El FMI dejó sin cambios las previsiones de crecimiento para 2018 de los dos países: un 2.9% para Estados Unidos y un 6.6% para China.

En la región, el Fondo destacó la situación en Venezuela, sumida en una severa recesión de 18% en 2018 y 5,5% en 2019, y en Argentina, que brega por superar una crisis monetaria que le supondrá una contracción de 2,6% en 2018 y de 1,6% en 2019. Según el FMI, es el quinto país del mundo de mayor inflación.

El fondo también recortó sus pronósticos para el volumen de comercio mundial: se espera que el flujo total de bienes y servicios crezca un 4,2 por ciento este año y un 4 por ciento el próximo año, una disminución de 0,6 y 0,5 puntos porcentuales, respectivamente, de estimaciones anteriores. La "gran revisión" a la baja en la previsión sobre Argentina refleja la volatilidad en los mercados financieros, las altas tasas de interés reales y una "consolidación fiscal más rápida" acordada por el país con el FMI, apuntó el documento.

Desde que gobierna la Argentina, Macri tuvo un 40% de inflación de 2016, 24,8% en 2017 y volverá a superar los 40 este año, luego de la feroz devaluación que llevó el dólar de 20 a casi 40 pesos.