Jueves, 13 Diciembre, 2018

Encontraron 18 cadáveres abandonados en cementerio clausurado hace tres años — Venezuela

Funerarias de Caracas y Aragua lanzaron cadáveres en un clausurado cementerio de Maracay				
														
															
					Por	
				Celina Carquez @celinaca Funerarias de Caracas y Aragua lanzaron cadáveres en un clausurado cementerio de Maracay Por Celina Carquez @celinaca
Eleena Tovar | 13 Octubre, 2018, 21:52

En una fosa del cementerio La Primavera ubicado en la calle Mariño de Maracay, municipio Girardot fueron encontrados 18 cadáveres provenientes de funerarias de Caracas y Aragua que se encontraban en posesión de un grupo de trabajadores fúnebres encargados del traslado y sepultureros que laboran en este camposanto, los cuales estaban destinados a ser cremados.

Desde la Subdelegación Maracay, informó que previo a una investigación y trabajo de inteligencia a raíz de una denuncia, los funcionarios del Cicpc lograron visualizar una fosa donde habían arrojado los cuerpos.

Según la ONG Observatorio Venezolano de Violencia, en el país hubo unos 26.000 asesinatos en 2017, lo que representa una tasa de 89 por cada 100.000 habitantes (14 veces mayor que la media mundial).

Fuentes policiales informaron que Juan Laya fungía como gerente de cremación de una funeraria en Cojedes.

El Cuerpo de Investigaciones Científicas Penales y Criminalisticas inició un proceso de investigación exhaustivo que incluye llamar a declarar a un número importante de personas de las funerarias que pudieran estar vinculadas con la empresa de cremación, por lo que no se descartan nuevas detenciones en el Distrito Capital, Cojedes y Aragua.

El Cicpc de Venezuela informó del hallazgo en el estado Aragua de una fosa con 18 cadáveres.

Luego del hallazgo, los cadáveres que datan de un mes aproximadamente, fueron llevados por el cuerpo de Bomberos del estado Aragua hasta la morgue de Caña de Azúcar, en donde se pudo determinar, de acuerdo con lo explicado por el comisario Salazar, que corresponden en su mayoría a personas de la tercera edad, fallecidas por causas naturales.

Las pesquisas policiales apuntan a al menos dos hipótesis: que una posible falla en el crematorio de San Carlos, retrasaba el servicio de cremación ya cancelado por los familiares y las funerarias decidieron lanzar los cadáveres en tumbas abandonadas Y entregar cenizas falsas, o que los cuerpos iban a ser comercializados para prácticas de santería.