Martes, 23 Octubre, 2018

Desestima Guajardo efectos del gasolinazo; "pobres no comen gasolina", dice

El funcionario federal acudió ante el Senado de la República Los pobres comen pollo, tortilla y huevo y no gasolina, revira Guajardo sobre críticas por gasolinazo
Eleena Tovar | 14 Octubre, 2018, 07:24

Tras afirmar ante el Senado de la República que los pobres no comen gasolina, sino productos básicos como la tortilla, el secretario de Economía, Idelfonso Guajardo, señaló este viernes que en ningún momento intentó realizar un comentario despectivo.

"No se ha percatado de los mexicanos que comen gasolina en las esquinas para ganarse una propina echando fuego por la boca", remató Galván Ochoa en sus redes sociales.

Guajardo reprochó al PAN en el Senado que se acusa al gobierno del presidente Enrique Peña Nieto de tener un efecto importante en la pobreza y resultados económicos del país pero la realidad-dijo-es otra y comparó algunas variables económicas donde evidenció las diferencias en los precios y cifras de las administraciones de Felipe Calderón y Peña Nieto.

Sin mencionar el incremento del precio de la gasolina, el titular de Energía aseguró que el poder adquisitivo del salario mínimo en la presente administración se recuperó 16.8 por ciento, mientras que con Calderón apenas fue de 1.1 por ciento. En el caso del pollo, éste subió 58% con Calderón y en el actual sexenio subió 19.9%.

En tanto, productos como la tortilla se encarecieron 66.2% con Calderón y en el actual sexenio sólo 17%.

Ildefonso Guajardo, secretario de Economía, dijo que rechaza y lamenta que Canadá no haya excluido a sus socios comerciales de los aranceles de 25 por ciento que Canadá impuso a siete categorías de acero, y que toca en dos a México.

"Nadie cede su soberanía en materia de acuerdos internacionales y reservamos nuestro derecho de pertenecer a los acuerdos comerciales que nosotros y ustedes nos mandaten", dijo el secretario.

"Tengo la satisfacción de decirles que de 12 mil reglas, con excepción de cinco que fueron producto de una negociación más intensa, todas ellas favorecieron a la industria mexicana de manufactura para seguir posicionando los procesos de formación de valor", enfatizó.

Sobre la revisión que se realizará cada seis años del nuevo acuerdo comercial, Guajardo dijo que esto evitará la falla que tuvo el pasado Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), el cual en más de 20 años de vida jamás tuvo un proceso de revisión y mejora entre sus integrantes.

Defendió ante senadores las acciones del gobierno de Enrique Peña Nieto para proteger a los pobres.