Viernes, 14 Diciembre, 2018

Príncipe Enrique y Meghan Markle, amenazados por un grupo neonazi

Kate Middleton y Meghan Markle Kate Middleton y Meghan MarkleAFP Kate Middleton y Meghan Markle ¿peleadas? Palacio de Buckingham se pronuncia Entretenimiento04 Dic 2018- 12:56
Tobias Pedroso | 08 Diciembre, 2018, 05:22

La BBC logró obtener información del grupo extremista que se identifica como 'Sonnenkrieg Division' y que aparentemente es una versión inglesa del grupo radical estadounidense Atomwaffen Division: conversaciones de los miembros en un servidor de juegos e incluso una imagen que incluye el rostro del príncipe Harry y una mano con una pistola apuntando hacia la cabeza del royal.

El príncipe Harry y su esposa, Meghan Markle, no solo son fuente de historias sobre presuntos problemas con la familia real británica; en las pasadas horas ha resonado a nivel internacional una investigación de la cadena de noticias BBC que expuso las amenazas que existen contra el pelirrojo nieto de la reina Isabel de Inglaterra, a quien un grupo neonazi le imputa ser un "traidor" por haberse casado con una mujer birracial.

Un artículo publicado por The Sun este fin de semana indicaba que Kate supuestamente "puso en su lugar" a Meghan luego de que la duquesa de Sussex hablara groseramente al staff del Palacio de Kensington.

Lo cierto es que, esta Navidad será sin duda algo nuevo para la duquesa de Sussex: es su primer año como miembro de la realeza y además, está embarazada de su primer bebé. El líder del grupo, Andrew Dymock, de 21 años, llamaba a "matar a todos los policías" y a "violarlos hasta la muerte".

Según La República, las violentas advertencias contra el hijo menor del príncipe Carlos, se debería a que Meghan Markle, es hija de un matrimonio mixto: su madre es afroamericana, mientras su padre es de origen holandés e irlandés. Sin embargo, Meghan Markle es regularmente atacada por comentarios y otros insultos racistas en las redes sociales.

The Daily Mail informó el pasado mes de noviembre, que la cuenta de Instagram de Kensington Palace recibe regularmente comentarios de este tipo.

Todo esto se produce en uno de los momentos más críticos de Meghan Markle dentro de la familia británica real, ya que se dice que tres personas de su equipo de trabajo han renunciado por, según califican, el "difícil carácter" de la esposa del príncipe Harry. Dichos mensajes criticaban la manera de vestir de la Duquesa de Sussex tildándola de vulgar y aseguraban que se aclara el tono de piel para parecer más blanca.