Martes, 26 Marcha, 2019

Las protestas de los 'chalecos amarillos' paraliza París

Maduro se identificó con los chalecos amarillos y su espíritu de rebeldía Maduro bromeó sobre los "chalecos amarillos" en su discurso de investidura | En la Agenda
Eleena Tovar | 12 Enero, 2019, 19:21

Los 'chalecos amarillos' han llamado a reunirse hoy en la pequeña ciudad de Bourges, en el centro geográfico de Francia, para facilitar su participación a los manifestantes que vienen de provincias. "No podemos aceptar que haya personas que se aprovechen de estas manifestaciones para romper, quemar (…)".

El movimiento de los "chalecos amarillos", llamados así porque usan esa prenda para salir a protestar, empezó como una manifestación contra el alza del precio de los combustibles, pero ha derivado en una revuelta contra las políticas del gobierno de Macron.

"Esperamos medidas concretas, los anuncios de Macron son migajas que pagan los contribuyentes".

En este contexto tenso, el prefecto de la policía de París, Michel Delpuech, dijo temer que las protestas de este sábado sean "más radicales" que hace una semana.

En su discurso de investidura para un segundo mandato de seis años, desconocido por gran parte de la comunidad internacional, Maduro elogió al movimiento de protesta que agita Francia desde hace dos meses.

"Observamos semana tras semana una tendencia hacia un comportamiento cada vez más violento", apuntó Delpuech. Según él, estos grupos tienen en la mira los "lugares de poder". Además, varios prometieron "vengar" la detención del exboxeador Christophe Dettinger, que fue filmado pegando a varios policías en París el sábado pasado.

También se esperan manifestaciones en Burdeos, Marsella, Toulouse, Lyon, Estrasburgo, Lille, Nantes, Rennes y Nimes. Los manifestantes prevén también cortes de carreteras y han lanzado llamados a retirar dinero de bancos.

"La rabia del pueblo", dice el mensaje escrito en el chaleco amarillo. Un cortejo salió hacia las 11H00 del ministerio de Finanzas con destino al Arco del Triunfo, en uno de los extremos de los Campos Elíseos, donde en pasadas protestas hubo enfrentamientos con la policía.

En medio de su polémica jura presidencial en Venezuela , Nicolás Maduro mencionó a los "chalecos amarillos" que desafían al gobierno francés y dijo identificarse en su espíritu de rebeldía. Sin embargo, pese a que el Gobierno de Macron anuló dicho aumento de impuestos, las protestas se han convertido en un movimiento más amplio dirigido contra las políticas oficiales y sus reformas económicas.

Para intentar calmar los ánimos, el mandatario centrista ha anunciado una serie de medidas, valoradas en 10.000 millones de euros, para aumentar el poder adquisitivo y reducir la presión fiscal, que incluye el aumento de 100 euros del salario mínimo.

Policías cargaron contra los manifestantes. Pero aunque el número de participantes en las protestas ha caído en las últimas semanas, la movilización continúa.

"Vinimos a París para hacernos escuchar", dijo a la AFP Patrick, un manifestante de 37 años, que viajó a la capital desde Savoya (este).

Desde el inicio de las manifestaciones 10 personas murieron en accidentes de tránisto relacionados con las protestas y más de 1.600 han resultado heridas.