Lunes, 18 Febrero, 2019

Trump se burla de mujer que quiere ser candidata presidencial

Elizabeth Warren senadora de Estados Unidos Elizabeth Warren senadora de Estados Unidos
Eleena Tovar | 12 Febrero, 2019, 07:40

"Necesitamos retomar el poder de Washington de los ricos y bien conectados y regresarlo a las manos del pueblo a donde pertenece", con estas palabras la senadora demócrata Elizabeth Warren anunció oficialmente que contenderá por el cargo de presidente de Estados Unidos.

"Warren ya ha sido expuesta como un fraude por parte de los nativos americanos después de hacerse pasar por una indígena y cometer una falta de respeto para avanzar en su carrera profesional". “De hecho, puede que ni siquiera sea una persona libre”, consigna El Intra América News.

El momento marcó un cambio notable en el tono de Warren, quien se ha mostrado renuente a enfrentarse directamente a Trump por su nombre desde que anunció su campaña exploratoria en la víspera de Año Nuevo.

"A diario hay un tuit racista, un tuit lleno de odio, algo realmente oscuro y feo", afirmó Warren al inaugurar un evento en Cedar Rapids.

"¿Y qué vamos a hacer nosotros, como candidatos, como activistas, la prensa, al respecto? ¿Vamos a dejar que él los use para dividirnos?"

"Para cuando lleguemos al 2020, Donald Trump ni siquiera será presidente", dijo la senadora demócrata de Massachusetts a los votantes en Cedar Rapids, Iowa, reunidos en el Veterans Memorial Building.

La respuesta a esa pregunta, continuó Warren, era evitar la trampa de participar en cada una de las acciones de Trump.

La senadora dijo referirse a las investigaciones que giran en torno a Trump, donde sobresale todo lo relativo a la trama rusa, escándalo que podría estar aproximándose a un pronto desenlace.

"Por lo tanto, nuestro trabajo a medida que comenzamos a pensar en la próxima elección no es solo responder diariamente". La legisladora demócrata anunció el pasado sábado de manera oficial su candidatura a la Presidencia de Estados Unidos en 2020.

El inicio del fin de semana de Warren la vio unirse formalmente a un creciente campo de candidatos para la nominación presidencial del Partido Demócrata mientras el grupo compite por la oportunidad de destituir a Trump.