Domingo, 18 Agosto, 2019

Bolsonaro se abre a eliminar decreto de armas — Brasil

Jair Bolsonaro contó lo que haría si un ladrón entra a su casa Jair Bolsonaro: "Si alguien entra a mi casa, yo le meto bala"
Eleena Tovar | 15 May, 2019, 19:13

El movimiento, centrado en establecimientos federales, ganó la adhesión de instituciones privadas, como la Pontificia Universidad Católica de Rio de Janeiro (PUC-Rio), que en una asamblea general votó la semana pasada "la paralización de actividades" y su participación en las marchas.

En línea con su discurso de mano dura, el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, brindó una entrevista radial el domingo y defendió un uso más libre de las armas al afirmar que si un delincuente ingresa es su hogar, él es capaz de disparar y afrontar las consecuencias.

La Procuradoría Federal de los Derechos del Ciudadano, un órgano del Ministerio Publico Federal (MPF), divulgó este martes en un comunicado que el decreto acumula "ilegalidades en prácticamente todos los espacios regulados" y que el gobierno debe someter al Congreso Nacional las propuestas de políticas públicas que alteran políticas anteriormente ya adoptadas como ley.

La constitucionalidad del decreto también ha sido cuestionada por organismos del Senado y de la Cámara de Diputados y obligó a la magistrada de la Corte Suprema Rosa Weber a pedirle al mandatario que "explique" los términos de su decreto antes de juzgar una serie de denuncias contra la legalidad de la medida.

El juez se desempeña como ministro de Justicia del gobierno de Bolsonaro.

"El escenario es de inconstitucionalidad integral del decreto".

"La iniciativa de ampliar la posesión y el porte de armas de fuego refuerza prácticas que jamás produjeron buenos resultados en Brasil o en otros países".

De acuerdo con su texto, la iniciativa tan sólo busca cumplir una promesa de campaña hecha por el actual jefe de Estado pero no respeta los principios de legalidad ni de separación de poderes, así como tampoco "el deber público de promover seguridad".

Cabe señalar que este anuncio llega días después que se diera lugar a un decreto en Brasil, el cual permite una flexibilización de porte de armas para camioneros, políticos, periodistas y otros grupos.