Martes, 19 Noviembre, 2019

Renuncia Presidente de Cámara de Diputados y dos ministros — Crisis en Bolivia

Imagen ilustrativa Renuncian los ministros de Minería e Hidrocarburos y el presidente de la Cámara de Diputados de Bolivia
Eleena Tovar | 11 Noviembre, 2019, 00:39

Los ministros de Hidrocarburos y Minería de Bolivia, Luis Alberto Sánchez y César Navarro, renunciaron este domingo a sus cargos.

El presidente de la Cámara de Diputados de Bolivia, Víctor Borda, presentó este domingo su renuncia al cargo, después de que su domicilio fuera atacado por manifestantes. Anunció su renuncia después de que manifestantes atacaran su casa, en el marco de las protestas que piden la renuncia del mandatario y de todos los órganos del Estado.

"He presentado mi renuncia porque creo que es un momento doloroso, entonces he presentado ya mi renuncia irrevocable al cargo de ministro de Estado", dijo Navarro en un contacto telefónico con el canal privado PAT, siendo la primera dimisión en el Gobierno de Morales.

"El curso de los acontecimientos (de creciente violencia) va en contra de mis principios personales, así como de mis valores espirituales y democráticos, y me impiden, por tanto, continuar a la cabeza de la cartera de Estado que dirijo", escribió Sánchez en una carta enviada a Morales y colgada en su cuenta Twitter.

Borda también anunció hoy su renuncia y denunció que su hermano habría sido tomado como rehén en la ciudad andina de Potosí, donde su casa y la del exministro Navarro fueron incendiadas.

Además de renunciar al liderazgo de la cámara baja, Borda también dimitió a su cargo de diputado uninominal (elegido por voto ciudadano directo), por la misma región. Llamó a la calma y lamentó los hechos de violencia.

El órgano electoral dio vencedor al mandatario, pero la oposición y comités cívicos denuncian fraude a su favor, exigen su renuncia y nuevos comicios.

La Fiscalía General de Bolivia dijo que había ordenado una investigación sobre los miembros del tribunal electoral después de que la Organización de Estados Americanos (OEA) halló serias irregularidades en la votación del 20 de octubre.