Lunes, 17 Febrero, 2020

Generación de astronautas que viajarán a la Luna y Marte se gradúa

Frank Rubio Se gradúa de astronauta el salvadoreño Frank Rubio
Ramiro Mantilla | 13 Enero, 2020, 21:51

La NASA celebró este viernes la graduación de su última promoción de astronautas en una ceremonia pública en Houston, en la que homenajeó a un grupo diverso y balanceado en cuanto a género, calificado para misiones espaciales, incluyendo la vuelta de Estados Unidos a la Luna y un posible viaje a Marte.

La NASA está trabajando para enviar a la primera mujer y el próximo hombre a la Luna para 2024. En cuanto a Marte el objetivo es iniciar la exploración humana a mediados de la década de los años 30 de este siglo, de acuerdo con información del programa. Por primera vez en la historia de la agencia espacial estadounidense la graduación estuvo abierta al público, y además de familiares y amigos de los nuevos astronautas, asistieron personalidades como los senadores texanos John Cornyn y Ted Cruz.

El administrador de la NASA, Jim Bridenstine, dijo que el grupo fue seleccionado en 2017 de un grupo de 18,000 solicitantes. "Son lo mejor de lo mejor: están altamente calificados y son muy diversos, y representan a toda América [en referencia a Estados Unidos]", dijo Bridenstine.

Esta generación de astronautas está compuesta por Kayla Barron, Zena Cardman, Jasmin Moghbeli, Loral O'Hara y Jessica Watkins, y sus colegas varones Raja Chari, Matthew Dominick, Bob Hines, Warren Hoburg, Jonny Kim y Francisco "Frank" Rubio.

Entre la experiencia profesional de Rubio destaca su trabajo como piloto de helicópteros UH-60 Blackhawk y ha acumulado más de 1.100 horas de vuelo, incluidas más de 600 horas de combate durante despliegues en Bosnia, Afganistán e Irak. La NASA ya contó un astronauta latino, Franklin Chang Díaz, de origen costarricense. Con los once recién graduados, el cuerpo de astronautas activos de la NASA llega a 48.

La primera etapa rocke t core del Sistema de Lanzamiento Espacial (SLS) para el programa Artemis de la NASA completó el trabajo de fabricación en la Instalación Michoud Assembly de la NASA en Nueva Orleans y se cargó en la barcaza Pegasus de la agencia el 8 de enero para su entrega al Centro Espacial Stennis de la NASA.