Вторник, 26 Октября, 2021

Más pobres y más ricos

01/07/2020 A health worker takes a sample from a man at a rapid corona test station following the Chilean government decision to extend the strict exit restrictions to contain the spread of the coronavirus pandemic
ECONOMIA INTERNACIONAL
Jose Francisco En Latinoamérica, aumentan fortunas para multimillonarios en medio de pandemia
Eleena Tovar | 30 Июля, 2020, 19:43

En el lado opuesto de los 70 multimillonarios, se encuentran 52 millones de personas que, se calcula, volverán a la pobreza en América Latina y el Caribe; además se prevé que alrededor de 40 millones personas perderán su empleo como consecuencia de las repercusiones que ha tenido la economía en todo el mundo.

Siendo la región más desigual a nivel mundial, América Latina experimentó durante la pandemia de coronavirus y las medidas de aislamiento social, un significativo ensanchamiento de la brecha entre los más ricos, que aumentaron sus patrimonios en casi 50.000 millones de dólares, y los más pobres, ya que 50 millones de personas podrían caer nuevamente en la pobreza.

Sin embargo, la Oxfam afirmó que este escenario no es exclusivo de los empresarios más ricos del mundo, pues los millonarios de la región latinoamericana, una de las más pobres del planeta, 'permanecen inmunes a la crisis económica', pese a los estragos de la crisis sanitaria en sus países.

Te puede interesar: ¡Insólito!

Brasil, el país más castigado por el virus SARS-CoV-2 con 2,4 millones de personas contagiadas y más de 87.000 muertos, es también el que ha registrado el mayor salto de las grandes fortunas.

Según Oxfam, existen en conjunto 42 multimillonarios brasileños que aumentaron desde el pasado marzo sus ya gruesas fortunas en un total de 34.000 millones de dólares, al tiempo que sus patrimonios líquidos sumados pasaban de 123.000 millones de dólares a 157.100 millones de dólares para inicios de julio. "Mientras la mayoría de la población se arriesga a ser contaminada para no perder el empleo o comprar alimentos, los multimillonarios no tienen que preocuparse", dijo Katia Maia, directora de la organización humanitaria Oxfam.

Esta pregunta, que da título al informe de Oxfam, es respondida tajantemente en el propio documento, en el sentido que los más ricos deben contribuir en mucha mayor medida para intentar minimizar el desastre que se avecina.

"Los Gobiernos de América Latina están infra gravando en la práctica tanto la riqueza individual como los beneficios empresariales, lo que está socavando su lucha contra el coronavirus, la pobreza y la desigualdad", observa Oxfam que recalca sus estimaciones sobre una pérdida de 113,400 millones de dólares en ingresos fiscales este año, equivalente al 59 por ciento del gasto en salud pública de la región.

Esta situación absolutamente inusual justifica la creación de un impuesto a los resultados extraordinarios de grandes corporaciones mientras dure la pandemia.

Si en 2020 se llegara a aplicar un impuesto al patrimonio neto entre 2% y 3,5% a quienes posean más de 1 millón de dólares, se podría recaudar hasta 14 mil 200 millones de dólares los cuales podrían ser invertidos en salud pública y protección social.

Dentro de las soluciones que propone la Oxfam está un "nuevo pacto fiscal" para "fortalecer la cultura tributaria" y así reducir la evasión. Según diversos estudios, la tasa de paro puede aumentar hasta cuatro veces para fin de año, entre otras razones porque 600.000 empresas ya han cerrado definitivamente en Brasil por la pandemia.

La región ha visto surgir en promedio un nuevo milmillonario cada dos semanas desde marzo, mientras que millones de personas siguen luchando contra la enfermedad, dificultades económicas extremas y para poder poner comida en la mesa durante los confinamientos, con los hospitales al borde del colapso.