Miércoles, 14 Abril, 2021

Dibujo de Tintín se vende en subasta por récord de $3.1 mdd

Dibujo de Tintín se vende en subasta por récord de $3.1 mdd Dibujo de Tintín se vende en subasta por récord de $3.1 mdd
Tobias Pedroso | 15 Enero, 2021, 20:40

Un dibujo de Tintín del artista belga Hergé se vendió el jueves en París por 2.6 millones de euros (3,1 millones de dólares), y rompió el récord para arte de libros de historietas en subasta.

Se trata de la cubierta que Georges Rémi, más conocido como Hergé, creó en 1936 para "El Loto azul", descartada entonces por su editor, Casterman, pues la técnica de color que requería su reproducción era muy costosa.

En la ilustración, realzada con tinta negra, guache y acuarela sobre papel, aparece el pequeño reportero sobre un fondo negro, dentro de un jarrón de porcelana y junto a su inseparable compañero Milú, asustados ante la presencia de un enorme dragón rojo. Estaba destinado a la portada de este quinto título de Tintín, en el que el personaje se dirige a China para desmantelar una red de tráfico de opio.

Hergé presentó la pintura a su editor como una propuesta de portada para su nueva tira en el año 1935, pero esta fue rechazada al incluir demasiados elementos, lo que encarecía demasiado el precio de la impresión.

Una página de 34 centímetros de ancho por 34 centímetros de largo que el dibujante regaló a Jean-Paul Casterman, hijo del editor, y que este guardó con cuidado y apego hasta su muerte en 2009.

Se esperaba que la obra de arte, puesta a la venta por los hijos de Jean-Paul atrajera ofertas de hasta tres millones de euros, pero los superó, dejando en segundo lugar el récord anterior de arte de cómics, establecido en 2018 cuando un fan estadounidense compró los dibujos originales de hojas de mosca en tinta utilizados en todas las aventuras de Tintín impresas entre 1937 y 1958 por 2,65 millones de euros.

La subasta había sido previamente judicializada por Nick Rodwell, el esposo de Fanny Vlamynck, la viuda de Hergé, que a través de la empresa familiar Moulinsart SA había perseguido con distintas demandas las supuestas violaciones de derechos de autor contra fanáticos y académicos. En 2015 un tribunal determinó que los derechos de autor de Tintín pertenecían a los Casterman desde 1942.

Rodwell le dijo a Le Monde en septiembre que creía que la obra de arte debería haberse ofrecido al Musée Hergé, cerca de Bruselas. No debería venderse. No estoy diciendo que fue robado por Casterman. Hergé murió en 1983.