Lunes, 08 Marcha, 2021

Alemania multará a quién lleve puestas mascarillas de tela

Mascarillas Europa quiere imponer el uso de las quirúrgicas y FFP2 y descartar las higiénicas de tela ¿Qué cubrebocas recomiendan ante las nuevas variantes de COVID-19?
Eleena Tovar | 24 Enero, 2021, 08:08

Estas mascarillas protegen de contagios no solo a las personas del entorno, sino también a su usuario, indicó el líder de la Unión Socialcristiana de Baviera. Solo recomienda el uso mascarillas desechables no médicas o mascarillas de tela reutilizables cuando se ajusten de forma adecuada a la cara.

A partir de ahora, Alemania exige el uso de mascarillas profesionales, sean las quirúrgicas o las FFP2, para acceder al transporte público, al comercio o a los servicios administrativos abiertos.

Rochoy apuntó además que el comportamiento es igualmente importante: "Uno puede llevar hasta una escafandra, pero si a la hora de comer se reúne con más gente en la misma mesa, ya sea en la cantina escolar o en el restaurante de la empresa, no sirve de nada".

El uso de los cubrebocas de polipropileno, originalmente reservadas al ámbito sanitario, se generalizó con el COVID-19.

Los expertos plantean que si estas mascarillas no se colocan por lo tanto correctamente, la protección decae considerablemente y al final el efecto sería negativo si la mayoría de la población las llevase.

Bloquea al menos 95% de las partículas de 3 micrómetros.

En todos los casos, hay que mirar el etiquetado para comprobar las especificaciones UNE (en las higiénicas) o el marcado CE, seguido de cuatro números (en el resto).

El Gobierno francés ha alertado de la necesidad de restringir las mascarillas menos seguras debido a la expansión de nuevas variantes del virus, como la británica o la sudafricana, más contagiosas que la mayoritaria.

Austria
Austria

Debe cubrir la nariz y la boca, englobando la barbilla. Hay que lavarse las manos antes de ponérsela y colocársela sujetando las tiras elásticas.

Una vez puesta, no hay que tocarla, de lo contrario hay que volver a lavarse las manos.

Con Joe Biden como presidente de Estados Unidos, la cooperación podría se más amplia, prevé la canciller de Alemania Angela Merkel.

Asimismo esta institución, recomendó evitar el uso de este tipo de mascarillas fabricadas a mano no homologadas, y sobre todo, respetando los dos metros de distancia correspondidos.

Entre lo que firmó, se incluye una orden para que el país vuelva a estar comprometido con el Acuerdo de París sobre el clima y un documento para anular la decisión de dejar la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Pero algunos especialistas estiman que pueden lavarse varias veces antes de desecharlas, con el fin de limitar el gasto familiar y la contaminación del plástico.

Otros preconizan guardar este tipo de mascarillas usadas en un sobre durante siete días, lo que tarda como mucho en morir el virus.

"Recomendaría reutilizar la mascarilla después de siete días, entre 5 y 10 veces para la población en general", declaró a finales de 2020 a la AFP Peter Tsai, uno de los investigadores que contribuyó a la puesta a punto de las N95.